UGT PIDE PÀRA SEVILLA UNA LINEA DE MONTAJE FINAL DEL A320

Noticias >

MCA-UGT pide al Gobierno una línea de montaje final del A320

12/06/2013 |

La planta sevillana de San Pablo trabaja en el A320, único avión civil de Airbus.
La planta sevillana de San Pablo trabaja en el A320, único avión civil de Airbus.

La federación del metal de UGT-Andalucía ha reclamado hoy al Gobierno que trabaje en el proyecto de instalar una Línea de Montaje Final (FAL) del A320 en España –similar a la que existe en Alemania y Francia- para ser competitivos en Europa y garantizar el futuro del sector.

Así lo ha anunciado el Secretario General de MCA-UGT Andalucía, Manuel Jiménez, tras las dos jornadas de trabajo de la Coordinadora Estatal de MCA-UGT de los centros Airbus, reunida en Sevilla, para analizar la situación del sector aeronáutico. El proyecto, que se ubicaría en la capital hispalense, generaría en torno a 3.000 empleos directos y tres veces más en la industria auxiliar.

El responsable regional del metal de UGT ha confiado en las posibilidades que tiene Andalucía de liderar este proyecto “si todos los implicados (Administración, Comunidades Autónomas, Airbus, sindicatos y profesionales) hacemos una apuesta fuerte, comprometida y decidida”. Para Jiménez, “aunque a día de hoy resulte una locura, contamos con las condiciones adecuadas par, al menos, plantearlo”. Además del impacto laboral, la FAL del avión civil A320 contribuiría a equilibrar la producción militar (A400M) con la parte civil (ubicada solo en la planta de San Pablo). “Así Andalucía contaría con más posibilidades”, añadió. Recordó que el A320 es un producto con más de 20 de vigencia, del que se han vendido 9.000 unidades y cuenta con una importante cartera de pedidos, “por eso es interesantísimo hacer una apuesta por ello”.

Una opinión compartida por el coordinador estatal de MCA-UGT de las plantas de Airbus en España, Feliciano González, quien insistió en el éxito de este proyecto “porque tenemos un convenio de empresa donde se ha potenciado la productividad y la mejora del coste para poder competir con Europa”. Explicó que el cambio de accionariado del Gobierno español en el programa del A320 (del 5,8% a 4%) puede repercutir en la inversión para afrontar este proyecto en cuanto a instalaciones (ampliación de la planta de San Pablo), tecnología o recursos humanos, entre otros.