12.000 trabajadores andaluces se quedaron sin volver al trabajo tras el verano

12.000 trabajadores andaluces se quedaron sin volver al trabajo tras el verano

El paro se incrementa en 12.021 personas (1,52%) y se sitúa en 804.598 desempleados. Se reduce, con respecto a hace un año en 37.287 trabajadores (-4,43%), muy por debajo del registrado en el conjunto del Estado (-6,09%). La temporalidad sigue siendo uno de los principales rasgos de la precariedad de nuestro mercado laboral.

02/10/2018 |

Imagen noticia

Andalucía es líder indiscutible del paro estatal: el 25,12% de los parados del conjunto del Estado son andaluces, porcentaje que se incrementa con respecto al de agosto (24,91%). Uno de cada cuatro desempleados españoles sigue siendo andaluz.

 

El 9,02% de los parados son menores de 25 años, proporción que se incrementa de manera importante con respecto al mes pasado (8,49%). El principal activo de cualquier economía es su capital humano más joven. Andalucía parece no querer verlo.

 

Las trabajadoras andaluzas han aumentado dos décimas su peso relativo (58,85%) con respecto al mes anterior (58,64%). Las mujeres han sufrido más la crisis y han retrocedido lustros en términos de igualdad de oportunidades. Debemos hacer un esfuerzo sindical por volver a poner en valor los Planes de Igualdad en el seno de las empresas andaluzas.

 

El paro en los trabajadores extranjeros se ha reducido en un 1,61%. Durante el último año, el descenso apenas si ha sido de un 0,65%, mientras que en el Estado se ha reducido un 3,93%.

 

El sector servicios continúa recogiendo a más el  65% de nuestros parados (65,96%). Durante este mes, el paro se ha reducido en la industria, la construcción y la agricultura.

 

En septiembre se realizaron 75.864 contratos más que en el mes anterior, lo que supone un auge del 22,49%. Además, la contratación temporal sigue acumulando casi la totalidad de los contratos registrados: el 92,32% de los contratos fueron temporales.

 

31 de cada 100 desempleados andaluces han agotado sus prestaciones. El Sistema actual de Prestaciones Públicas por Desempleo no da respuesta a las necesidades sociales de los desempleados, los más indefensos ante las dificultades económicas. No solo hay que incrementar las prestaciones sino además mejorar el grado de cobertura de las mismas.

 

Por último, el noveno mes del año ha servido para que se vuelva a reducir (-0,22%)  la afiliación a la Seguridad Social. A pesar de este nuevo retroceso, la tasa interanual (3,30%) se incrementa y vuelve  a situarse, ahora más claramente, por encima de la registrada a nivel estatal (2,87%), que además se reduce levemente.

 

Por todo ello, desde UGT Andalucía, analizados los datos de septiembre, valoramos negativamente el incremento del paro. Especialmente preocupante son los síntomas de agotamiento que comienza a mostrar el proceso de recuperación económica sin que, todavía, la misma haya llegado ni al mercado laboral ni a la calidad de vida de las economías domésticas.

 

La mejora de la calidad del empleo en nuestra tierra pasa por incrementar la calidad de nuestra economía en términos generales. Es decir, pasa por retomar el proceso de industrialización, por mejorar los niveles de excelencia empresarial, por apoyar la inversión de nuestras pymes, por una regulación laboral que evite casos de explotación, por profundizar en el proceso de negociación colectiva y por erradicar la siniestralidad laboral.

 

Junto a ello, tan importante como las condiciones laborales son las condiciones de vida de la que deben disfrutar nuestros trabajadores cuando les llega la hora de la jubilación. Ayer mismo convocamos movilizaciones en todas las capitales de provincia con un simple y claro objetivo: dignificar las pensiones. Porque la mejora de la calidad de las pensiones es una cuestión de todos a todos invitamos a participar en las próximas movilizaciones que se vayan convocando.