La sangría laboral no cesa, en espera de los jornales de la aceituna

La sangría laboral no cesa, en espera de los jornales de la aceituna

El paro vuelve a crecer en Jaén (3,65%), en 1.866 nuevos trabajadores/as en un mal mes de octubre El desempleo se incrementa en 1.866 personas (3,65%) y se sitúa en 52.941 parados/as. Se reduce, con respecto a hace un año en 1.671 (3'06%) muy por debajo del registrado en el conjunto del Estado (-6'12%) y en Andalucía (-4'61%). Octubre, tradicionalmente es un mal mes para el mercado laboral jiennense y, este año, tampoco ha sido una excepción

05/11/2018 |

El 11'46% de los parados/as son menores de 25 años, respecto al mes pasado son 302 jóvenes los que incrementan el paro juvenil. Jaén sigue sin ofrecer un futuro laboral a su juventud.

Las trabajadoras jiennenses han aumentado, otra vez, su paro relativo (60'62%) con respecto al mes anterior.Son 827 mujeres más las que en octubre, se suman al paro femenino.El principio del fin de las desigualdades laborales y la discriminación en el trabajo por razón del sexo, pasa por implantar planes de igualdad en las empresas de forma generalizada.

Los datos de octubre son malos sin paliativos, el paro sube en todos los sectores económicos, destacando la agricultura con 500 parados/as más y el sector servicios que sube en 1.088 personas que se suman a la fatídica lista del desempleo.

El agotamiento de los jornales en la preparación de suelos y trabajos de curas preventivas en el olivar a la espera del inicio de la campaña así como la terminación de contratos temporales en el sector de la hostelería y el comercio estarían detrás de estos malos registros de empleo de octubre.

Es en estos momentos y en estos meses hasta la campaña de aceituna donde se visualiza la necesidad de un Plan Especial de Empleo para Jaén que palíe las dificultades de muchas familias para poder mantener un nivel de vida decente.

Octubre vuelve a mostrar la debilidad del mercado laboral en la provincia de Jaén, sustentado en la temporalidad del empleo generado en la agricultura y en el sector servicios. Trabajo muy estacional, de poca cualificación y bajos salarios, así Jaén no saldrá de esta espiral en tanto no se apueste por un empleo de base industrial y tecnológico.

Exigimos que la negociación colectiva vuelva a ser el principal instrumento con el que lograr mejoras en los convenios colectivos que, de manera importante, supongan una cualitativa mejora en la calidad de vida de las familias trabajadoras jiennenses.

El beneficio de las empresas no deja de crecer, pero nuestro trozo de pastel cada vez es más pequeño. Las políticas de austeridad han conllevado el empobrecimiento masivo del conjunto de la sociedad. Es por tanto, una cuestión de justicia,  recuperar los derechos económicos pisoteados durante la crisis.

Sin medias tintas, desde UGT Jaén exigimos la inmediata derogación de las dos últimas Reformas Laborales. No vamos a aceptar medidas puntuales que no hagan más que parchear la situación y no den respuesta a los compromisos adquiridos por nuestros gobernantes, cuando todavía eran oposición.

 

Nuestro Sindicato va a pasar a la ofensiva en la exigencia de un justo reparto de la riqueza generada, por la generación de empleo de calidad y por la dignificación de los salarios, a partir de la aplicación de principios como la lucha contra las desigualdades laborales, la precariedad en el empleo y contra todo tipo de discriminación.