Sin mejores retribuciones no habrá recuperación, ni se reducirán las desigualdades en Granada

Sin mejores retribuciones no habrá recuperación, ni se reducirán las desigualdades en Granada

13/08/2021 |

Imagen noticia

En julio de 2021, el IPC ha bajado un 1,1% en Granada,  mientras que bajo un 1,2% en julio del año pasado. Los grupos de bienes y servicios que más han bajado respecto al mes pasado han sidoVestido y calzado (-14,3), Muebles, artículos del hogar y artículos para el mantenimiento corriente del hogar (-1,6) y Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (-1), mientras que ha subido el precio en Restaurantes y Hoteles, y Ocio y Cultura (0,6) y Transporte (0,5).Respecto a la variación de los últimos doce meses el IPC se sitúa en Granada en el 2,6%, mientras que para el mismo periodo, pero en 2020, descendió un 0,4. Destaca la subida de precios en Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles(10,5) y Transporte (7,6), mientras que ha bajado el precio deComunicaciones (-2,9), Bebidas Alcohólicas y Tabaco (-1,2). Por otra parte, en lo que llevamos de año, los precios han ascendido un 1,3% (mientras que en el mismo periodo del año pasado bajaron un 1,6%) siendo los productos que más se han abaratado Vestido y calzado (-16,6) y Sanidad (-0,9) y los que más han subido sus precios Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles(8,1) y Transporte (7,1).

Juan Fco. Martín, Secretario General de UGT Granada,  señala que las rebajas de julio han tenido reflejo en los datos publicados hoy por el INE, pero que se irá diluyendo mes a mes, y aunque puede dar un leve respiro a las economías de los granadinos y granadinas, sigue habiendo grupos concretos de bienes y servicios con precios muy elevados.

Así, el representante de UGT señala que no solo existe un problema de precios elevados de algunos bienes y servicios, sino de bajos salarios. Sin mejores retribuciones, afirma,  no habrá recuperación, ni se reducirán las desigualdades. Por eso, considera preciso que los salarios alcancen un nivel suficiente, y eso exige una subida del Salario Mínimo Interprofesional para este 2021. Para Martín, resulta incomprensible que el Gobierno esté aun dando largas para una medida social tan necesaria como esta, situándonos entre los pocos países que no han elevado su salario mínimo para este año. 

Además,  señala el ugetista, los salarios en convenio también deben crecer. La patronal se debe sentar a negociar la subida de los sueldos en el V  Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva(AENC), que en su pasada edición, recuerda,  demostró su utilidad para lograr subidas salariales en los convenios colectivos adecuados a las situaciones y necesidades de cada sector, empresa y territorio.

Para el sindicalista, también se debe mantener el refuerzo de las políticas fiscales expansivas destinadas a los sectores más necesitados de la sociedad. Por eso, opina que la decisión del Gobierno de aumentar el techo de gasto para 2022 parece consolidar la idea de que no se pueden retirar los estímulos a la economía ni la protección social que ha dado tan buenos resultados a lo largo de esta crisis.

En suma, los datos del IPC muestran una situación en cierta medida dual. De un lado, la inflación estructural parece bajo control, reflejando la atonía en el consumo de los hogares provocada por las políticas de recortes, la elevada precariedad laboral, la incertidumbre y los bajos niveles salariales. Por otro lado, los aumentos puntuales de bienes y servicios básicos están perjudicando gravemente a las personas con menores ingresos y en situación económica más vulnerable, que se ha agravado con la pandemia, por lo que para el representante de UGT Granada, urgen soluciones para que no aumenten los niveles de pobreza y la desigualdad, con unas políticas que garanticen la salida de la crisis de una manera justa y sostenible.