El paro no da tregua en Granada: 90.094 desempleados/as, 687 más que el mes pasado

02/03/2017 |

Imagen noticia

En Granada, en febrero de 2017, el paro registrado en los Servicios Públicos de Empleo ha sido de 90.094 personas, 687 más que el mes pasado (0,77%), aunque hay 9.890 personas inscritas en paro menos que hace un año (99.984), cuando aumentó el desempleo en 2.406personas. En el análisis por sectores, ha descendido en todos (excepto en agricultura con 1.287 desempleados más por el fin de las campañas agrícolas) en concreto servicios (-309) construcción (-250),  colectivo de personas sin empleo anterior (-34), e industria (-7). En cuanto a la contratación, durante este mes se han realizado en Granada un total de 39.629 contratos, 2.030 más que en el mismo mes del año 2016 (37.599), de los cuales, 38.000 han sido temporales, un 95,88%. Respecto a los contratos acumulados  en lo que llevamos  de 2017(90.953, 10.578 más que en el mismo periodo de 2016, cuando había 80.375) se han formalizado sólo 3.203 contratos indefinidos en la provincia de Granada, un 3,52% del total.

 

Tras conocer las cifras de desempleo del mes de febrero de 2017, Juan Fco. Martín,, Secretario General de UGT Granada, subraya que siguen siendo datos demasiado elevados para sustentar el discurso optimista de la recuperación,  e insiste en que si no hay cambios en la política económica y laboral, no será posible una salida real de la crisis para la ciudadanía.

.

Por ello, ante el elevado número de desempleados y desempleadas en nuestra provincia, reitera que la protección social debe garantizarse, mejorando la cobertura y reforzando las prestaciones por desempleo. Para Martín (UGT), los cambios normativos y los recortes presupuestarios de las políticas de empleo, implantados por el Gobierno del PP en estos años, están suponiendo un deterioro de los servicios públicos de empleo, y de las políticas activas de empleo, que cuentan con menores recursos técnicos y humanos.

 

Además, como recuerda el representante de UGT,  en cuanto al empleo que se crea, se está consolidando un trabajo indefinido precario, camuflado bajo el contrato de apoyo a emprendedores introducido en la reforma laboral, y que muestra unos rasgos muy similares a la contratación temporal: inestabilidad, bajos salarios (muchos de los cuales no permiten salir a las familias granadinas de la situación de pobreza) y flexibilidad a favor de la empresa. Así, el ugetista, considera que es preciso reponer los derechos de los trabajadores y derogar en su totalidad las dos últimas reformas laborales, que sólo han conseguido precarizar las condiciones laborales.

 

Junto a ello, el representante sindical  reclama una vez más que hay que poner en marcha una política económica que apueste por factores que permiten a la economía provincial crecer a medio y largo plazo, en innovación, formación y conocimiento, logrando aumentos de productividad y competitividad, y que generen empleos de calidad, salvando la estacionalidad, a la vez que reducen las desigualdades y la pobreza.