UGT denuncia que la casa museo de la Huerta de San Vicente, residencia de verano de Federico García Lorca, llevaba sin presupuesto para conservación más de 20 años

23/09/2017 |

Imagen noticia

Desde la Sección Sindical de UGT en el Ayuntamiento de Granada, se ha entregado a todos los grupos políticos del consistorio un informe que detalla cómo ni siquiera se contemplaba un partida anual para la pintura del edificio, y que desde 1995 sólo se han hecho dos obras de urgencia.  En dicho informe, además, se desvela que la casa museo no ha tenido nunca una partida municipal destinada a la conservación preventiva de su patrimonio. Y todo ello, tras arrancar este pasado 13 de septiembre las obras de climatización para preservar los elementos museísticos de la contaminación lumínica de la que fue la casa de verano de Lorca, y después de que UGT denunciase en agosto el pésimo acondicionamiento climático de la casa museo, que provocó desmayos de turistas y usuarios, además del riesgo para la salud laboral de los guías y el personal que trabajan en ella.

Así, al margen de dos intervenciones urgentes, nunca ha existido una partida anual destinada a las tareas necesarias para la conservación del inmueble y la colección que alberga,  detalla el Sindicato en su informe;  por no haber, no habido ni siquiera presupuesto para pintar anualmente la casa-mueso.

Desde UGT también se rechaza el argumento de que no hay fondos suficientes para este arreglo integral ya que solo entre 2011 y 2015 los derechos de acceso ascendieron a más de 100.000 €,  y lamenta que el anterior gobierno municipal dio más relevancia al Centro Lorca que a la Huerta,  lo que ha relegado a la casa museo a un segundo plano a pesar de que el cortijo es el único lugar histórico de Granada que está directamente ligado a la persona y a la obra de Federico García Lorca.

En el informe de los representantes de UGT en el Ayuntamiento de Granada, se reclaman también otras intervenciones urgentes que necesita el espacio, además de la carpintería exterior: así, pide mejoras en la climatización, con un control de temperatura humedad y ventilación la reparación de las líneas de acometida eléctrica, un estudio de viabilidad del acceso para no tener que abrir la puerta principal con frecuencia,  restauración del edificio y su contenido,  tratamiento y eliminación de humedades residuales, mejora del equipamiento del depósito museístico y el establecimiento de un calendario de mantenimiento anual que incluye al menos la pintura del edificio y la conservación de madera.

Además, UGT reclama que se ofrezca mejor atención a los visitantes con la incorporación de una barrera climática en la tienda,  con instalación de dobles puertas,  tratamiento informático de la colección, equipamiento en oficina,  gestión del dominio informático,  mamparas de insonorización, y mayor dotación de personal. En definitiva,  lo que el Sindicato reclama es una atención integral extraordinaria y urgente de la casa museo.